Espacio Joven Uni

Aprende Volver

planificar gastos

14/08/2018

¿Cómo planificar tus gastos?

Cuando tienes tus primeros ingresos lo más importante es planificar tus gastos y que tu sueldo te sea rentable. A veces, pasamos la tarjeta pensando que es un pozo sin fondo y nos llevamos sorpresas a final de mes. Te daremos las claves para que le saques el mayor partido a tus ingresos y puedas reducir tus gastos.

Lo primero de todo es realizar un seguimiento de tus ingresos y gastos durante unos meses, para tener un visión clara de en qué gastas tu dinero.

Una vez tengas identificados los gastos, es bueno que los categorices, así podrás agruparlos y ver más rápidamente en qué gastas más. Seguro que te llevas una sorpresa y descubres gastos de los que puedes prescindir.

Cuando hayas visto en qué sueles gastar el dinero, lo mejor es que hagas un presupuesto destinando una cantidad razonable a tus gastos más habituales. Siempre al alza, ya que es mejor que sobre dinero a que falte, pues esa cantidad sobrante irá destinada al ahorro.

Separa en tu presupuesto el dinero que destinas a los gastos fijos: alquiler, alimentación, facturas… y aquel que se destine al resto de categorías: ocio, caprichos, transporte…

Prioriza los gastos. Asigna el dinero que necesite cada categoría según lo importante que sea. Es decir, si cuando has asignado el importe referente a las necesidades básicas y te queda menos para los caprichos es mejor que si asignas un dinero a estos y luego te quedas corto para los necesarios.

Una vez que tengas realizado el presupuesto, el siguiente paso es vigilar que no te salgas de este. Para ello, lo mejor es anotar todos los gastos y clasificarlos en las categorías establecidas con anterioridad.

Destina dinero para situaciones de emergencia
. Dentro de tu presupuesto mensual, además de una partida para el ahorro, también deberás crear una para gastos de emergencia. De esta forma, cuando te haga falta ese dinero, no tendrás que perjudicar al presupuesto establecido.

Si tienes más de una cuenta bancaria, aúnalas en una y categoriza para planificar tus gastos u organízalas según te convenga. Por ejemplo, destina una para el pago de facturas y gastos habituales y otra para el ahorro, así no cogerás el dinero de una para lo otro.

Por otro lado, si no eres capaz de controlar el uso de tu tarjeta, prueba a sacar dinero en efectivo para los gastos más corrientes que no necesiten domiciliarse. Clasifica las partidas del presupuesto en sobres con el dinero justo para cada una de ellas. Así, cuando ya no haya más dinero en el mismo, sabrás que no podrás gastar más en esa categoría.

Y, por último, es muy importante que en tu presupuesto incluyas un apartado de ahorro, ya que a este hay que dedicarle un importe todos los meses para que puedas conseguir tus objetivos. No destines solo el dinero que te sobra al mes.

Con estos consejos podrás planificar tus gastos de una forma eficiente y puede que quizás te sobra dinero a final de mes para darte algún capricho. 

RELACIONADOS

estudiar inglés
Consejos para estudiar inglés en casa y no morir en el intento

El inglés es la asignatura pendiente para muchos españoles. Si eres de los que estás cansado de dejarte […]

Llega el otoño y con él las actividades de Espacio Joven Uni en Castilla y León

Llega septiembre, se va el calor y arranca la temporada de actividades de Espacio Joven Uni en Castilla […]

Uso de Cookies: Utilizamos "cookies" propias y de terceros para mejorar su experiencia. Es necesario que acepte su uso más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar